Soulac, el oeste perdido francés

Venimos de noches de ensueño y amaneceres de cuento, y perdidos en una playa atlántica francesa, turística en verano fantasmal ahora, hemos despertado nevados.

La magia existe, solo tienes que saber apreciarla.

Rápidamente abrimos todas las ventanas y mientras tomábamos un calentito café recién molido nos íbamos deleitando con cada copo que caía, y caían cada vez más, y un gran manto blanco empezó a cubrirlo todo, bien acolchadito. Primero se cubrió la carretera y desapareció. Al rato ni rastro de las fuentes de agua; fueron desapareciendo los bancos y las sillas y cuando a nosotros nos tocaba el turno del desaparecer dejó de nevar.

y entonces quedamos nosotros y el gran manto de nieve mirándonos con los ojos muy abiertos. Maravillados y quietitos, en un silencio que rugía.

Somos del sur, de sol y lagartijas, de siesta y sudor. y ahora nos encontramos dentro de un cuento de hielo y nieve, una leyenda de magia y frio que vamos escribiendo a la par que la vida.

——————

Este ha sido nuestro estreno en la nieve con Rocinante.  Ha sido una sorpresa caída del cielo. Ha sido grato el blanco debut que nos ha dejado efervescentes y con ganas de más. Ha sido un reto superado y por eso se los vengo a contar.DSC_0512DSC_0521DSC_0531DSC_0513CIUDADES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s